The internet of things is not a hype

Llevaba ya unos días sin postear entre varias cosas y navegaciones varias, y también dedicando tiempo a lecturas que a veces no hay. En ese tiempo, guardé el artículo The internet of hype, publicado en The Economist que leí mientras caminaba por Ciutat Vella en Barcelona. Más tarde, navegando por The Mobile City, me encontré con Why The Economist is wrong about ‘the internet of hype’, de Michiel de Lange y entonces puse más atención al artículo de The Economist y al post de De Lange.

El artículo de The Economist, firmado por Schumpeter (así a secas), está escrito a partir de una conferencia realizada en Madrid  por la Fundación de Innovación de Bankinter. En esta conferencia, como señala Schumpeter, se difundió una de las tendencias actuales de la web llamada Internet de las cosas.

Como se señala en el mismo artículo, la Internet de las cosas permitiría dotar a los objetos, de información que les permitiría actuar de forma más óptima e interconectada. Un dispositivo organizaría la energía de un edificio, otro gestionaría la cantidad de vino que podemos beber y otro podría monitorear la salud de nuestro organismo.

Schumpeter, utiliza ejemplos cotidianos para criticar esta tendencia planteada en Madrid, la mala conexión de Internet durante la conferencia o incluso la deficiente conexión de su Blackberry en las afueras de Londres. Y a continuación el autor, critica el tema de la privacidad y también el de la posibilidad de un fallo catastrófico, que efectivamente son posibilidades.

Posteriormente Schumpeter se refiere a la necesidad o no de la Internet de las cosas, es decir, ya que existe la posibilidad de realizar determinadas acciones de una forma para qué realizarlas de otra. Por ejemplo, si puedes ir al médico de forma física, para qué necesitar de un monitor de acceso remoto.

It might be better to loosen the grip of professional doctors on medical advice, and allow nurse-practitioners and other para-professionals to monitor people’s health. In health care, above all else, technology is a poor substitute for the human touch.

En the Mobile City, Michiel de Lange, part-time Lecturer in New Media Studies de la Utrecht University, debate sobre el artículo aparecido en The Economist. Para De Lange, las críticas son válidas, pero al igual que yo, sus objeciones van hacia el quid del texto de Schumpeter. Las razones de este me parecen excesivamente livianas, ya que citar la mala conexión a internet en el uso personal, no puede considerarse como un argumento consistente, además Schumpeter no referencia ninguna aplicación concreta de la actualidad que si menciona De Lang.

Let’s look at some counter-examples from the domains Schumpeter mentions as most promising: environment and health care. Cases that come to mind are environmental projects that measure air quality and pollution in urban settings (In the Air by Medialab Prado, the work of Eric Paulos and team), noise levels around airports (Geluidsnet), the experience of stress in busy urban environments (Christian Nold’s Biomapping), and so on.

Pero sobre todo y aquí veo el quid, Schumpeter plantea lisa y llanamente que el problema es de sustitución de una cosa por otra, muy similar a lo que planteó por ejemplo Negroponte, Cairncross o Toffler, pero en términos opuestos. Igualmente si bien los gurús, como les llama Schumpeter, efectivamente se han  equivocado en muchas ocasiones, no es menos ciertos que los nombres o designaciones responden por un lado a formas necesarias para comprender este nuevo mundo  y que además estos nombres sirven para designar un escenario en constante cambio, así lo son web 2.0, Neogeografía o Digiplace y hasta en su momento Comunicación de Masas. De Lange señala también que precisamente el problema de la intervención de Schumpeter es pensar en que se trata de una sustitución

Further, in the quote above Schumpeter wrongly seems to assume that the internet of things acts as a substitute for human perception and interaction. This neglects the emergence of promising new developments in healthcare, where sensing and visualizing personal data is combinated with social networking. Studies indicate that harnessing the power of social networks, mobile communication, and using mobile phones as sensors in order to ‘nudge’ people into healthy behavior (a kind of benevolent paternalism) yields positive results.

En este sentido, Schumpeter desconoce no solamente el complejo sistema mediante el cual las personas se apropian y hacen uso de la tecnología, lo que denota una visión excesivamente paternalista de esta. Contrariamente a lo que se pueda pensar uno de los lugares donde se genera mayor innovación de telefonía móvil en el mundo es en África, donde ni siquiera es posible satisfacer en muchas ocasiones las necesidades básicas. Pero sobre todo, Schumpeter desconoce el profundo hibridismo en el que actúan y se desarrollan los usos de las nuevas tecnologías y donde toda proyección no es más que un estado en cambio.

Hace años se pronosticó la muerte de la geografía, desaparecían las fronteras y los problemas nacionales, la pulsión de lo local sería innecesaria, sería el fin de la distancia. La verdad (hoy) es que hoy el mundo es cada día más geográfico, más local y hasta hiperlocal, gracias a dispositivos móviles, mapas digitales y otros dispositivos como por ejemplo los códigos QR. Las mismas tecnologías que predecían el fin de la geografía le han dado nueva vida.

Finalmente, se puede elegir el estilo que uno quiera y puede gustar o no, pero me parece que siempre deben haber argumentos y en el texto de Schumpeter no los vi, si en la exposición de De Lange. Y muchos, me incluyo, esperamos más argumentos por parte de cualquiera, y muchos más si se trata The Economist. Muchos más.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s